jueves, 5 de noviembre de 2009

UN SUEÑO



A la orilla de mi cama la luna puedo contemplar, observo la noche caer, pues el desvelo es tan normal desde aquellos días. Camino entre las sombras de mi cuarto, perdiéndome y emergiendo de ellas los minutos veo transcurrir.


Buscándote en todos los rincones no hay escapatoria a tu recuerdo. Tan solo la ventana que deja contemplar la luna, logra ser mi escapatoria a otros lugares lejanos donde me pueda perder junto a ti.

¿Soñar?, es lo que más anhelo, pues pienso que he perdido toda esperanza de volver a hacerlo, pues eran dentro de mis sueños donde la imaginación nunca me daba abasto para llevarte a lugares inimaginables, perdiéndonos en ellos.

Un mundo lleno de sueños cada noche, donde las ilusiones de perderme contigo eran tan reales. Otro mundo del que éramos nosotros dueños y ni el infinito podía ser más grande que el mundo donde tú y yo vivíamos cada noche.

¿Quien ha profanado mis sueños? ¿Dónde has quedado? tal vez no era lo que tu esperabas de alguien, tal vez mis sueños nunca fueron como los tuyos o tal vez tan solo es la interrupción de aquel sueño maravilloso que tu y yo un día llegamos a compartir.

Me he rendido ante el cansancio, tratando de pegar mi ojos, solo anhelo otro día poder dormir para soñar… en un mundo donde la imaginación vuelva con felicidad a mostrarme lugares inimaginables a tu lado.

1 comentario:

  1. hermano, esperemos que esos sueños regresen, recuerde que el principio de una buena reivindicacion, el sueño es parte fundamental...pero bueno esperemos que esos escritos sigan aca y que este mundo se convierta en el anterioor...carpe diem

    ResponderEliminar

Recopilando un poco de la locura